MIGUEL MÁRQUEZ Y VÍCTOR CÁCERES VERSUS LUIS PEZOA.

Cuando un cajonino o cajonina iba a plantearle un problema a uno de estos alcaldes, fuera Márquez o Cáceres, hablaba con la secretaria y ella iba a consultarle si podía atender al visitante. A la vuelta le decía: “Dice el alcalde que está ocupado, pero si lo espera unos minutos, con gusto lo atenderá”.
Ahora cuando se quiere hablar con el alcalde, Luis Pezoa, tiene que llenar una cantidad enorme de solicitudes y, si raramente acepta recibirlo, debe esperar mínimo dos meses, si es que no lo deriva a uno de sus asesores-
Los alcaldes Cáceres y Márquez solo contaban con la secretaria y con eso les bastaba.
Luis Pezoa, cuenta con la secretaria y dos Cientistas Político, Franco Manzano, hoy candidato (regalón del alcalde) a concejal, con un sueldo de $2.232.811.- y Catalina Mendoza, hija del ex contralor Ramiro Mendoza, con un emolumento de $2.229,933.-. Bueno y la secretaria, que dicho sea de paso es la única que siempre se encuentra en su puesto que gana 1.112.821.
Diferencia entre los antiguos alcaldes que gastaban un poco más de un millón de pesos contra el actual alcalde que, para que lo atiendan, cuando llega a estar en su oficina, gasta $5.575.565.-
Los lectores que han conocido las administraciones anteriores y la actual, podrán comentar cuáles han sido los cambios tan importantes para que el actual alcalde tenga tantos profesionales a su exclusivo servicio

Se el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*